Restaurant

Posted in Cook, Food, Quito Colonial, Restaurant, on 21 Junio 2017, by , 0 Comments

Es un guiso pero se lo conoce como seco. Se puede elaborar con chivo o borrego, pollo, entre otros cárnicos y tiene variante regionales. Sin embargo, el nombre que hace contradicción con su apariencia tiene orígenes inciertos. Una de las teorías más reconocidas, dice el chef e investigador Esteban Tapia, es que el término proviene de un vocablo inglés. A principios del siglo XX, en Santa Elena se preparaba este platillo en abundancia a los ingleses que se radicaron por trabajo en petroleras. La tradición ecuatoriana de servir sopa y segundo también lo consumían los ingleses y empezaron a llamarlo ‘second’ para hablar del segundo platillo, dice Tapia. El vocablo se difundió, se abrevió y se adaptó al vocablo ecuatoriano como ‘seco’. El chef e instructor en Culinary Art’s School, Felipe Capelo cuenta que se creó como una derivación del cabrito peruano y se ha adaptado a las regiones con tónicas dulces por el uso de panela en la Sierra y sabores más amargos en la Costa por una fuerte presencia de la cerveza. Este platillo es de origen ancestral y parte originalmente de una fermentación den chicha. Tapia indica que la carne debe dejarse fermentar ya sea en cerveza, chicha de jora o jugo de naranjilla. Este hecho no es solo para eliminar el tufo que suele tener la carne de chivo o borrego sino que esto permite que los nutrientes de la carne se asimilen y se ablande el producto. Los acompañantes esenciales del seco son el arroz coloreado con achiote, aguacate y una ensalada de lechuga, tomate y cebolla. Para Capelo estos accesorios son el común denominador de las distintas variantes del platillo en el Ecuador.

Este contenido ha sido publicado originalmente por Diario EL COMERCIO en la siguiente dirección:http://www.elcomercio.com/sabores/origen-nombre-secodechivo-gastronomia-receta.html

Seguir leyendo...

Posted in Quito Colonial, Restaurant, on 6 Junio 2017, by , 0 Comments

El yahuarlocro, una sopa de papas con intestinos y sangre de oveja que se consume en la región andina de Ecuador, es uno de los platos más representativos del país y su mestizaje. Esta sopa, la pesadilla de cualquier vegetariano, consiste en un cocido espeso de papas amarillas mezclado con pedazos pequeños de los intestinos de la oveja -o borrego, como se la denomina en Ecuador- sazonados con un poco de orégano. Se sirve en un plato sopero y muy caliente, acompañado en otro plato pequeño aparte de una porción de sangre de oveja refrita, una rodaja de aguacate y una porción de salsa cruda de cebolla roja mezclada con tomate y perejil. El comensal se sirve la sopa mezclando a su gusto en el plato sopero la sangre, la salsa de cebolla y tomate y trozos de aguacate. El yahuarlocro se lo puede saborear especialmente en restaurantes locales de comida típica o tradicional y en los mercados, donde además de frutas, verduras, carnes y otros productos se ofrece gran variedad de platos preparados. En el mercado de Santa Clara, en el centro-norte de Quito, Sara Rivera, de 65 años de edad, lleva casi 45 preparando para la venta este plato en el puesto llamado “el Super Menudo”, que heredó de su madre. A diario vende entre 35 y 40 platos a 2,25 dólares cada uno, además de otros preparados. Tres veces por semana se levanta a las 2 de la madrugada para comprar las vísceras de borrego y la sangre, en tanto el mayor tiempo de preparación se lo lleva la limpieza de los intestinos con agua y hierba buena. Luego inicia la cocción del plato en su domicilio y cuando está listo lo lleva al mercado para la venta en una olla grande. Una vez listos los ingredientes, hace un refrito con cebolla y luego cocina los intestinos junto con las papas peladas y picadas, la barriga cortada en trocitos, leche, hierba buena picada, orégano, ajo y comino. La sangre, que compra coagulada, la cocina y la enjuaga, la aplasta con la mano y luego la sazona en un refrito con cebolla y cilantro. Para Julio Pazos Barrera, poeta, catedrático e investigador de la cultura culinaria ecuatoriana, el yahuarlocro es un “plato emblemático” del Ecuador porque solo se consume en este país andino. “Es un plato emblemático del callejón interandino. Solo se come en este país. No es un plato cotidiano de fin semana o de fiesta, las familias pueden prepararlo en sus casas o buscan lugares donde lo hacen”. Pero además muestra el mestizaje de la cultura ecuatoriana, gracias a su mezcla de ingredientes locales -como la papa andina- con otros de origen europeo. El nombre de yahuarlocro es en quichua: “yahuar” significa sangre y “locro” se refiere a una sopa espesa de papas consumida entre los indígenas de la sierra antes de la colonización. Pazos considera que el plato surgió cuando los indígenas aprendieron a cocinar el borrego y sus vísceras en las casas de hacienda y lo mezclaron con la sopa de papas.

Fuente: http://yahuarlocroplatotipicodelecuador.blogspot.com/2012/10/yahuarlocro.html

Seguir leyendo...

Posted in Food, Quito Colonial, Restaurant, on 17 Marzo 2017, by , 0 Comments

Había una vez un hombre muy rico que vivía como rey. Muy temprano en la mañana comía el desayuno. Después dormía la siesta. Luego, almorzaba y, a la tarde, oloroso a perfume, salía a la calle. Bajaba a la Plaza Grande. Se paraba delante del gallo de la Catedral y burlándose le decía:

– ¡Qué gallito! ¡Qué disparate de gallo!
Luego, don Ramón caminaba por la bajada de Santa Catalina. Entraba en la tienda de la señora Mariana a tomar unas mistelas.
Allí se quedaba hasta la noche. Al regresar a su casa, don Ramón ya estaba coloradito.
Entonces, frente a la Catedral, gritaba:
– ¡Para mí no hay gallos que valgan! ¡Ni el gallo de la Catedral!
Don Ramón se creía el mejor gallo del mundo! Una vez al pasar, volvió a desafiar al gallo:
– ¡Qué tontería de gallo! ¡No hago caso ni al gallo de la Catedral!
En ese momento, don Ramón sintió que una espuela enorme le rasgaba las piernas. Cayó herido.
El gallo lo sujetaba y no le permitía moverse. Una voz le dijo:
– ¡Prométeme que no volverás a tomar mistelas!
– ¡Ni siquiera tomaré agua!
– ¡Prométeme que nunca jamás volverás a insultarme!
– ¡Ni siquiera te nombraré!
– ¡Levántate, hombre! ¡Pobre de ti si no cumples tu palabra de honor!
– Gracias por tu perdón gallito.
Entonces el gallito regresó a su puesto.
¿Cómo pudo bajar de la torre si ese gallo es de fierro?
Ya pueden imaginarse lo que sucedió: los amigos de don Ramón le jugaron una broma, para quitarle el vicio de las mistelas.

Fuente original: http://www.inquito.com/legends.htm

Seguir leyendo...

Posted in Food, Quito Colonial, Restaurant, on 18 Enero 2017, by , 0 Comments

El Museo es un importante punto de encuentro para el diálogo, la reflexión y el debate intercultural e intergeneracional, a través de las diferentes temáticas desarrolladas en sus exposiciones y de la programación artística y cultural permanente. Además, aporta al desarrollo de las comunidades y promueve el reconocimiento y revalorización de los patrimonios culturales vivos del Distrito Metropolitano de Quito.

La participación activa de nuestros visitantes como creadores de su propio conocimiento y experiencias, es el elemento fundamental para la apropiación de la historia y los patrimonios.

El Museo de la Ciudad ocupa el edificio civil más antiguo de Quito, el primer hospital de la ciudad abierto en 1565 y que funcionó hasta 1974, 409 años sin cerrar un solo día atendiendo a los habitantes de la capital y a los visitantes que llegaron a la urbe.

En 1998, abre sus puerta el Museo de la Ciudad como un espacio de encuentro para el diálogo, la reflexión y el debate intercultural e intergeneracional, a través de las diferentes temáticas desarrolladas en sus exposiciones y de la programación artística y cultural anual. Además, aporta al desarrollo de las comunidades y promueve el reconocimiento y revalorización de los patrimonios culturales vivos del Distrito Metropolitano de Quito.
El Museo de la Ciudad ocupa las instalaciones del Antiguo Hospital San Juan de Dios, el edificio civil más antiguo de Quito, institución que funcionó por más de 400 años, desde 1565 hasta 1974, como hospital y espacio de acogida. El antiguo hospital San Juan de Dios fue restaurado y en 1998 se rehabilitó para convertirse en uno de los museos más importantes del país y cuya edificación cumplirá 450 años en 2015.
En sus instalaciones, mantiene una exposición permanente sobre los procesos sociales e históricos de la ciudad. Además, cuenta con espacios abiertos al público donde se afianza la relación con las comunidades. Una invitación para vivir una nueva experiencia en cada visita.

Fuente original: http://www.museociudadquito.gob.ec

Seguir leyendo...